viernes, agosto 25, 2006

Ronaldinho no vende camisetas.

No, no es que su imagen esté devaluada, ni mucho menos. Es la nueva política de un Joan Laporta reforzado en el poder tras su victoria proto-democrática: no se pondrán a la venta más camisetas de Ronaldinho, y el modelo de esta temporada 2006/07 se fabricará en una serie limitada pensada para el propio jugador, que dispondrá de 25 camisetas para toda la temporada. La medida la propuso un think-tank constituido por periodistas deportivos de dos medios tan respetables y respetados como Sport y El Mundo Deportivo: "no podemos pasarnos el día criticando que David Beckham venda 100 camisetas/hora para que Ronaldinho acabe vendiendo 120. Cualquier analista sabe que detrás de estas cifras se encuentra un Florentino Pérez resentido que quiere demostrar que Ronaldinho es el que más camisetas vende, y echar así por tierra nuestra teoría de que un futbolista debe ser rentable en el terreno de juego. Semejante injerencia es intolerable, y la mejor forma de evitar este ridículo es que deje de venderse la camiseta de Ronaldinho. Así quedará claro qué jugador está aquí para jugar y qué jugador ha venido a vender camisetas."

Joan Laporta se ha mostrado entusiasmado con la idea, y asegura que los ingresos no serán un problema: "las sucesivas ampliaciones de contrato hacen que el jugador perciba el 80% de sus derechos de imagen, con lo que el club no perderá una fuente de ingresos significativa, a diferencia del Real Madrid si decidiera suspender la venta de camisetas de David Beckham. Esto demuestra una vez más que nuestra gestión es mucho más acertada que la de los capitalinos. Además, así venderá alguna camiseta más Samuel Etoo, que últimamente está un poco celoso."

2 comentarios:

  1. Anónimo12:31 a. m.

    ESTE BLOG ES DE ZAPLANA

    ResponderEliminar
  2. Anónimo2:38 p. m.

    Tio, tu estás enfermo de Barcelonitis, la verdad, necesitas una buena reprimenda para que dejes de decir jilipolleces. A capullo no te gana nadie, maldito hijo de puta!!! cierra la bocaza de una puñetera vez, cabrón de mierda!!!

    ResponderEliminar