jueves, septiembre 06, 2007

Clemente y cierra Serbia

Javier Clemente es, entre otras cosas, seleccionador nacional de Serbia. La semana pasada, con el mundo del fútbol conmocionado por la muerte de Antonio Puerta, la noticia corrió como la pólvora: Javier Clemente había sufrido una caída, y tenía cuatro costillas rotas y un pulmón perforado. ¿Un diagnóstico preocupante? No; no para alguien del mismo Bilbao.

Esa misma noche, y antes de que trascendiera la noticia, Clemente participó en El Tirachinas de la COPE desde su cama en el hospital como si nada hubiera pasado, y apenas una semana después ha pedido el alta voluntaria para dirigir a la selección serbia, que disputará estos días dos partidos en los que quedará resuelto su grupo de clasificación para la Eurocopa 2008. Dado que no se puede volar con un pulmón perforado, Clemente se fue a casa, cogió su coche y, 2320 kilómetros después, fue recibido en Belgrado por la ministra de Deportes serbia.

Del mismo Bilbao, oigan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.